Junio 2011

1 de junio, miércoles

Primer día de mes y cobro de la luz.

Con los generadores de la misión se da corriente a las dos cooperativas de mujeres (de karité y de molinos), al soldador, a la futura carpintería, a la misión y más o menos unas 125 casa del pueblo. Todos tienen  su contador y al final de mes se controla el consumo y se cobra. El encargado de llevar el control de los contadores y reparar las posibles averías en las líneas es Mohamed, un manitas del pueblo.

En este día veremos a Juan Pablo como un auténtico perseguidor de morosos, pero a la mañana lo vemos también con un tropel de mujeres dirigirse al pantano con el objetivo de  rellenar con tierra los agujeros que el dique tiene, consecuencia de las lluvias de año pasado. Hace unos días veíamos a los hombres llevando piedras hoy son las mujeres.

Luis Ángel pasó la mañana entre el despacho y rematando la estructura para conseguir algo de sombra en la mesa detrás de los despachos, también hizo una pequeña escapada hasta el pantano.

A la tarde Juan Pablo va a Gorobaani para la catequesis, terminada esta aprovecha para hacer la reunión con el pueblo de cara al proyectos de captación y distribución de agua que se hará en esta localidad.

Luis Ángel le tocó ir a Seeru y Sonka. En Seeru un buen grupo de gente de todas las edades, parece que esta comunidad empieza a tomar fuerzas tímidamente. En Sonka también un grupo majo y con la vuelta de “viejas glorias” esas personas que dejaron de venir a la comunidad y que ahora reaparecen. Luis Ángel pudo constatar como las obras de la Iglesia van a buen ritmo. Les animó a continuar con fuerza en los trabajos de veredas ayudando a los albañiles y les comunico la última conversación con Fernando, sacerdote de Santa Teresita de Logroño que está apoyando la construcción, les dijo: “siguen apoyándonos y que desean ver hecho realidad  otra iglesia de su Santa en las tierras de la misión”.

2 de junio, jueves

Hoy fiesta de la Ascensión es festivo en el país. Juan Pablo celebra la Eucaristía de la mañana en Fô Bouré y con el horario de los domingos, a las 8’30 de la mañana. Todo el resto de la mañana la pasa por casa.

Luis Ángel aprovecha la mañana, en este día de fiesta, para poner a punto su bicicleta.

Juan Pablo a la tarde irá a Tumé para la catequesis, mientras que Luis Ángel irá a Diidi para la catequesis y a Guesubaani para la Eucaristía. De ida deja en Sinandé las toles (chapas de zinc), el alambre y las puntas para el arreglo del tejado y recoge a Sor Dominica que le acompañará.

Ya a la tarde mientras cenaban se levanto un gran viento presagiando la lluvia, lo que hizo que se recogieran pronto.

De madrugada de la maternidad vienen pidiendo ayuda para trasladar a una mujer con hemorragia al hospital de Gere al lado de Bembereké, Juan Pablo hará de ambulancia improvisada. Ha sido un niño y tanto él como la madre, al día de hoy, están bien.

3 de junio, viernes

La Eucaristía de la mañana celebrada por Luis Ángel que pasará toda la mañana por casa. Juan Pablo descansa un poco, aunque después del desayuno se preparó para ir a Sinandé para supervisar y reparar la techumbre de la iglesia junto con el equipo de carpinteros.

A la tarde amenazaba lluvia. Juan Pablo terminó en Sinandé y fue directo a Nareru-Fô Buko para la celebración de la Eucaristía.

Luis Ángel con Jean prepararon las motos para ir a la catequesis en Guaro, aunque la lluvia amenazaba, ya que esta comunidad de gandos tenía interés por ver a los sacerdotes en sus catequesis. Salieron de casa y perdieron la senda que les llevaba al campamento pararon en un campamento para preguntar y cuando quisieron salir la moto de Luis Ángel no arrancaba. El hacerle un puente les llevo tiempo y la lluvia con truenos y relámpagos se acercaba, desistieron de ir al campamento para la catequesis y regresaron a casa cogiéndoles la lluvia a escasos seis kilómetros de casa.

En casa les acogió Rafael que ya había regresado de su periodo estudiantil.

Al poco rato los tres en casa, aunque Luis Ángel aprovechando un pequeña tregua  de la lluvia  para ir el campamento peel antes de cenar.

4 de junio, sábado

Misa de la mañana celebrada por Juan Pablo. Desayuno, recoger habitaciones, poner un poco al día las cosas de la jornada antes de la reunión que tendrían esa misma mañana como preparación de la reunión de catequistas y presidentes para el lunes siguiente.

De la reunión a la mesa para la comida y luego la consabida siesta.

Luis Ángel a la tarde partió para Kosia para la Eucaristía. Rafael fue a Sinandé a celebrar la boda entre Wilihan y Victorine, mucha gente en la ceremonia acompañando a los novios y un ambiente festivo insuperable.

Rafael fue invitado con todos los honores y llego más tarde de lo habitual a la cena tras la cual hubo un poco de tertulia y descanso para tomar fuerzas para el día siguiente.

5 de junio, domingo

Séptimo domingo de Pascua antesala de la fiesta de Pentecostés. Juan Pablo celebró en Yara y Sekere. A destacar que el Yara la infatigable animadora Celine organizó a un buen número de monaguillo y de acomodadores.

Juan Pablo: Pero Celine ¿cómo prepararas esta movida de gente?

Celine: No decís que demos trabajos a la gente de la comunidad.

Rafael celebró en Yâro y Sinandé. Iba con el temor de no encontrarse muchos fieles en las dos  celebraciones ya que el día anterior participaron en la boda, pues nada de eso, los novios, ya marido y mujer, en primera fila y las capillas a rebosar.

Luis  Ángel celebró en Fô Bouré con gran ausencia de los jóvenes del instituto. El motivo: el señor director convocó  a los chavales esa mañana después de unos días de fiesta en el instituto para poner los pupitres en su sitio, le comentaron de que tenían a esa hora la Misa Dominical (los cristianos), pero le daba igual y amenazó con quitar puntos en las notas finales de los que no asistiesen. De este sujeto poco más podemos decir pues hablar más sería pecar.

Terminada la misa de Fô Bouré fue a Sakaru, pero se encontró con la capilla cerrada. Se equivocaron de domingo y pensaron que el sacerdote no iba; así que hicieron la oración y se fueron para casa, lo que hizo Luis Ángel ante la falta de fieles.

Por la tarde descaso y paseo en bici de Rafael y Luis Ángel. El recorrido de este día Gamagui – Kokabo – Tumé – Fô Bouré, un poco más corto que el día anterior, pero peores caminos y más cuestas que no fueron obstáculo para estos dos atletas.

Cena. Rafael rendido por el trayecto en seguida apagó la luz de su cuarto, Luis Ángel no tardaría mucho y Juan Pablo “infatigable” haciendo fotocopias para la reunión del día siguiente.

Y otro día y otra semana, que no nos cansaremos de dar buena cuenta de ella.

 6 de junio, lunes
Esta semana comienza con la reunión de catequistas y presidentes de todos los pueblos de la parroquia.

El orden del día fue el siguiente: pequeña oración de comienzo, información por parte del sacerdote encargado de la catequesis diocesana, Don Simplice Boko, sobre las actitudes de un buen catequista y sus deberes con la comunidad, terminada esta información se distribuyó el programa para los tres meses siguientes y finalizo la reunión con la Eucaristía celebrada por Simplice Boko y la comida.


Por la tarde fue de descanso y de prepararse para la semana recién comenzada.

7 de junio, martes
Ya es una constante, que rara vez no se de, la partida de Rafael hacia Bembereké para sus clases de bariba. Es toda una liturgia: sacar el coche del garaje y dejarlo en frente de la puerta, desayuno, lavado de dientes (si otra cosa más no apura), recoger sus macutos y despedidas hasta el viernes.
Juan Pablo irá también este día a Parakou, hay algún documento que falta para los proyectos y urge el envío.


Luis Ángel queda como custodio de la casa. Mañana tranquila en el despacho y por la tarde salida a la pastoral: Eucaristía en Kokabo, donde se encontró con un pequeño grupo de adultos y muchos niños controlados por el fiel acomodador y su inseparable vara, que como un director de orquesta dirige y acomoda a una recua de “cañamones” para que asistan a la celebración con el debido decoro.
Juan Pablo no regresará esta noche, los certificados de la cuenta bancaria de proyectos no se los dan hasta el día siguiente.
Durante la cena varios fueron a avisar a la misión de que en una línea no había corriente. Mohamed no tardó en aparecer para controlar los distintos disyuntores, uno de ellos había saltado. Lo más seguro algún “espabilado” intenta sumarse a la línea por su cara bonita.
8 de junio, miércoles
Luis Ángel a la sietes de la mañana celebró la Eucaristía en Siki, le acompañaron las religiosas de Fô Bouré. Tras la misa no hubo mucho tiempo de conversación ,el día amenazaba a lluvia y a los hombres y mujeres les urgían sus tareas.
La mañana Luis Ángel la pasa en el despacho trabajando y atendiendo a los que vienen. Este día apareció una madre peel con su hijo que nació con los dos sexos. Venía a pedir consejo de que hacer. Luis Ángel lo llevó al dispensario de las religiosas, donde Sor Julia les explicó que el primer paso sería ir al hospital de Bembereke y que allí les orientarían. La suerte de este niño es que su abuelo es un peel con recursos y cercano a la misión.
Por la tarde a la hora de comer llegó Juan Pablo con la esperanza de haber terminado ya todos los trámites de la solicitud de los proyectos. A la tarde iría a Gorobaani para la catequesis.
Luis Ángel aprovecho la tarde haciendo algún trabajo en casa, como comenzar el calvario para la iglesia de Sonka y pasearse por el pueblo.

Después de la cena tuvieron la visita de los responsable de dos familias cristianas. Venían a plantear el siguiente problema: una joven, hija de un catequista de Siki, que estuvo en casa de su abuela en Fô Bouré desde pequeña y que hace tres años la misión le ayudo a comenzar un aprendizaje, se ha quedado embarazada de un joven. Los tíos de la muchacha molestos por el hecho y por enterarse por la comadrona del dispensario del embarazo de la sobrina la mandaron a casa del chaval. Los chavales dicen que se quieren, pero el problema está en que la familia del chaval lo dio en matrimonio desde pequeño a otra chavala y las familias ya comenzaron sus relaciones de honor y que según el padre del chaval son difíciles de romper, aunque en la conversación se contradecía dejando a los misioneros un tanto perdidos entre “un es que y otro es que”.
Los misioneros en la conversación insistían en varias cosas: que hay que buscar el bien de los chavales, saber si se quieren de verdad, sí es así ayudarles a crecer en ese amor mutuo, pero no correr.
Otra cosa es que haya sido una relación y que no haya ningún interés por crear un familia, por lo tanto eso de que por tener un hijo se vean obligados a casase es un error: el chaval es el padre de la criatura, pero nada más.
Pero el caso se complica al haber ya un matrimonio pactado entre la familia del chaval y la familia de otra chica y si sigue adelante, ¿es que el chaval, cristiano, cogerá a las dos mujeres como esposas?, como dirigentes de la comunidad no estan de acuerdo, y otro argumento: el tener dos mujeres no es propio de la cultura bariba.
Y además uno de la familia del chaval en tiempos quiso coger una mujer de la familia de la chica y se la negaron, más leña al fuego en las historias de los baribas donde no faltan enredos para hacer un buen novelón televisivo.
Los misioneros abogaron al perdón y al dialogo entre familias y con los chavales, ¿qué pasará?

9 de junio, jueves
El día de La Rioja, los misioneros no guardan fiesta. A la mañana los vemos en casa cada uno a sus labores y por la tarde a la pastoral. Juan Pablo celebró en Fô Bouré la exposición del Santísimo seguida de la celebración de la Eucaristía.
Luis Ángel salió para Buro para la catequesis. La pista se ha estropeado mucho con las primeras lluvias, dentro de bien poco la pista será intransitable. De allí fue a Ñaro (Yâro) para la celebración de la Eucaristía, un buen grupo y se trajo en el coche a algunos estudiantes que ya han terminado el curso.
Cena y descanso.
El día de La Rioja se paso sin pena ni gloria.

10 de junio, viernes
Luis Ángel celebra a las siete de la mañana en Fô Bouré, y todo el día lo pasara por casa: preparando todo lo necesario para la celebración de las confirmaciones del día siguiente (ornamentos, vinajeras, oleos, libros, megafonía…) aun sacará tiempo en la mañana para hacer sus cuentas como buen ecónomo.
Juan Pablo pasó toda la mañana en casa terminando un sin fin de cosas y ultimando también los preparativos de la fiesta de la confirmación.

Este día los 147 confirmados de la parroquia comienzan su preparación inmediata a la confirmación.


A la tarde Juan Pablo con una religiosa saldrán para Siki donde se celebraran las confirmaciones al día siguiente. La religiosas fue para adornar la capilla y Juan Pablo para organizar la ceremonia con los confirmandos y recoger los libros de bautismos y hacer la lista de estos.
A las seis de la tarde los tres misioneros se dieron cita en Siki para la celebración de las confesiones. Luis Ángel venía de Gamagui donde hizo la catequesis y Rafael fue directo desde Bembereké a Siki.


Terminadas las confesiones estos fueron a casa para la cena y el descanso merecido. Luis Ángel salió esa noche, como todos los viernes, a hacer la oración y dormir en el campamento peel.

11 de junio, sábado
Día grande, la víspera de Pentecostés, donde se celebraron las confirmaciones de la parroquia. Todos los confirmandos de la parroquia, de los diferentes pueblos, se dieron cita el día anterior, viernes a la mañana, para la preparación inmediata al sacramento. Una sesión animada por el catequista Donné y como ya hemos reseñado con ensayo y confesiones.
La cita de la celebración era a la 10’00 h de la mañana, pero el Obispo se retrasó un poco. La gente no se impacientó, le esperaban con cantos y danzas en medio del pueblo, los 147 confirmandos más todos los fieles de la comunidad de Siki y catequistas y presidentes y gentes de las otras comunidades.


Luis Ángel fue antes para colocar los ornamentos de la ceremonia, instruir un poco a los monaguillo y colocar la megafonía. Sor Hugette dio también los últimos retoques a la decoración.
En boca de Rafael ponemos estas palabras: “pero Luilli si hoy pareces un cura católico”, no se asusten es por motivo del clériman que en este día se puso.
Rafael y Juan Pablo con el resto de las religiosas esperaron al Obispo en casa. Juan Pablo montaría en el coche del Obispo, mientras que Rafael cogió el coche con las religiosas y otras gentes de Fô Bouré.
La acogida por los confirmandos y el resto de la gente le gusto al Obispo que se quedó impresionado del grupo tan numeroso y tan variopinto: adultos, jóvenes, catequistas…
La ceremonia transcurrió al ritmo: “sin prisa, pero sin pausa”. Todo organizado al milímetro: los cantos, las lecturas, el trascurso del rito (renuncia, confesión, imposición de manos, crismación), peticiones, ofrendas, la comunión, justo hasta la acción de gracias donde la espontaneidad y la alegría de los confirmandos se desbordo con los cantos en una infatigable danza.
“Y de la danza a la panza”. La comunidad de Siki preparó un sencillo refrigerio para el Obispo, los sacerdotes y las religiosas (tanto de Fô Bouré como de Sinandé). Hecho el apreció fueron a Fô Bouré a la misión para una comida más calmada y más fraterna entre el Obispo sus sacerdotes y las religiosas, un comida agradable en el plato en la compañía.

Tras las despedidas un tiempo de descanso y de recoger el trajín de la mañana y preparar para el día siguiente el domingo fiesta de Pentecostés.

12 de junio, domingo
Día de Pentecostés. Rafael celebra en Fô Bouré y Siki, en su homilía se dirige sobretodo a los recién confirmados a tener en cuenta las palabras que el Obispo les dirigió en el día anterior en la celebración de las confirmaciones.
Luis Ángel fue a Moosis y Boru Boru, en este último pueblo la comunidad no termina de despegar, la fiesta quedó un poco deslucida.
Juan Pablo celebró en Dia-dia y seguido fue a Sekeré donde esta comunidad celebra hoy su fiesta, ya que su capilla está dedicada al Espíritu Santo. Después de la celebración invitaron a Juan Pablo junto con los catequistas y viejos (sabios) de la comunidad a comer en el apatán.
Rafael y Luis Ángel comieron solos intuyendo que Juan Pablo tardaría en venir y que vendría comido.
A media siesta, o mejor dicho en el tiempo de siesta ya que ninguno pudo echársela por atender al teléfono o dar cambios que la gente venía pidiendo, llegó Juan Pablo.


Un poco más tarde Luis y Rafael salen a su paseo dominical en bici, hoy el objetivo: Fô Buko-Nareru, con un sol de 31 grados a las cinco de la tarde, 20 kilómetros por hacer (¡que etapón!) y con los ataques continuos de Rafael.

Jacque y Benardette con su benjamín, un matrimonio gando de la comunidad de Siki, llegaron a la misión desde Buka. Allí fueron a dar su testimonio como matrimonio cristiano. Atrás dejaron una noche en Buka, un buen trayecto de ida y vuelta en moto y una sesión que dejo buen sabor a los cristianos de Buka y a su párroco Isidro Izquierdo.
Ducha, preparar cena, cena y descanso.

– ¿Cómo despedirnos de esta semana?- Pues que mejor que de esta forma:

Ésta es la hora
en que rompe el Espíritu
el techo de la tierra,
y una lengua de fuego innumerable
purifica, renueva, enciende, alegra
las entrañas del mundo. (donde sin duda incluimos la misión)

Semana tras semana vamos renovando nuestra página, no es fácil con la velocidad que Internet tiene por estos lugares, por este motivo hemos decidido crear un segundo Cuaderno de bitácora en el comenzaremos a poner el día a día de la misión desde el uno de junio.

Ya sabemos que las otras secciones no tienen mucho contenido, pero nos tenéis que dar tiempo, ya llegara.

Como siempre podéis contactar con nosotros en este correo : foburemision@gmail.com

13 de junio, lunes

Nuestros misioneros comienzan esta semana de fiesta. En muchas parroquias, sobretodo  en el sur del país, este lunes después de la festividad de Pentecostés es un día festivo donde muchas parroquias eligen un lugar cercano a la parroquia para hacer una pequeña excursión y pasar un día de convivencia con la comida compartida, una oración (la Eucaristía) y un momento de fiesta: cantos, teatros, bailes…

En el norte del país no está tan “institucionalizada” esta fiesta, pero si es un día donde los agentes de pastoral: sacerdotes, religiosas y religiosos, de las parroquias de Bembereke y Fô Buoré se juntan para pasar ese día de convivencia fuera de las reuniones ordinarias de la marcha de la diócesis y parroquias.

Así que nos vemos a los tres misioneros junto a las tras religiosas de Fô Bouré  y las religiosas de Sinandé salir hacia Bembereke para reunirse con el resto de los agentes de pastoral que participarían de esta fiesta.

El día de convivencia tuvo lugar en Buka. Su párroco, el sacerdote de la SMA Isidro Izquierdo era ajeno de lo que se le avecinaba. Supo encajar la sorpresa y acogió al nutrido grupo de religiosos, religiosas y sacerdotes.

Después de los saludos de bienvenida, un pequeño discurso de parte de Isidro presentando un poco su parroquia y el trabajo que allí realiza. Seguido, con un sol de justicia, un paseo por el centro de Buka que le llevó a la capilla de Nuestra Señora de la Victoria donde celebraron la Eucaristía. Esta fue ofrecida por el alma de la madre de Sor Michico, religiosa de Bembereké de la congregación de las Hijas de María.

De la misa a la mesa. Todas las casas aportaron sus exquisiteces: la parroquia de Bembereké su tortilla de patata, la de Fô Buoré sus embutidos y patés, las religiosas sus arroces con salsas barias, las otras la carne de pollo condimentada, las otras su pan, pastas… y los hermanos, además del hambre, lo que buenamente encontraron por su despensa.

Y de la panza a la danza. Rafael a la guitarra, Alejandro de solista (pues sólo él conocía las canciones), Sor Lucile de animadora y Sor Huguette de bailarina comenzaron a calentar motores de la velada festiva, donde todos intervinieron para pasar un día agradable, hasta que la lluvia comenzó amenazar y a agilizar la partida con el buen sabor de boca de un día entrañable.

De regreso de Buka todos se dieron cita en la casa de las Hijas de María para saludar a Sor Michico. Aunque esta paso la velada con ellos, como es costumbre en África de visitar la casa de la familia de difunto, allí se volvieron a dar cita y tomaron el agua de acogida con alguna pasta de las hermanas y rezaron un responso tras el cual regresaron a casa.

Rafael se quedó en Bembereké para sus clases y Juan Pablo, Luis Ángel y las religiosas de Fô Bouré regresaron a casa.

Nada más llegar una llamada de teléfono les informa de un fallecimiento en el pueblo de Yara.

Cena y descanso.

14 de junio, martes

Luis Ángel celera la misa de 7 de la mañana en casa. Este día lo pasa en casa en el despacho y pintando el calvario para la Iglesia de Sonka.

Juan Pablo saldrá a la mañana camino de Yara para la celebración del funeral-entierro de hombre que falleció en día anterior. Va con la intención de hacer la misa funeral y quedarse a comer allí, para la tarde ir a Kparo para la catequesis. Regresará a media tarde.

Este día comienzan a dar noticias de los cambios en los episcopados del Benin. El primer nombramiento en es del Arzobispado de Parakou que cayo en la mitra del obispo de Natitingou. Juan Pablo inquieto no hace más que escuchar la radio y ver la televisión para informarse de posibles movimientos en la cúpula eclesiástica del Benin. La “prensa purpurina” esta servida.

Cena y descanso

 

15 de junio, miércoles

Luis Ángel celebra por la mañana en casa y a la tarde le toca ir a Seeru y Sonka para la catequesis. Los chavales ya han terminado el colegio y muchos de ellos se acercan a la misión para pedir el llevarlos a sus pueblos de origen para las vacaciones de verano. Un buen grupo de chavales con sus bolsos acompañan a Luis Ángel con la sonrisa de oreja a oreja sabiendo el tiempo de descanso de los libros durante tres meses.

En Seeru un buen grupo de gente, en Sonka algo menos y la iglesia va tomando forma y solidez, (eso esperamos, que no queremos verla por tierra otra vez).

Juan Pablo trabaja en casa toda la mañana y pendiente un poco de las noticias del Benin a ver si sueltan prenda de los mitrados. A la tarde va a la catequesis a Wari donde no se encontró con casi nadie, así que fue a visitar a Marie, la vieja bautizada, y pasearse un poco por el pueblo. Y de Wari fue a Dia-dia para la celebración de la Eucaristía, los primeros bautizados son fieles a la oración y a ellos se suma un buen grupo.

16 de junio, jueves

Día sin sobresaltos y poco a destacar, a no ser que Juan Pablo cortó la luz a un moroso. Trabajo en la mañana en casa y a la tarde la pastoral. Juan Pablo fue a Diidi para la catequesis, cinco personas, y después a Guesubaani para la Eucaristía.

Luis Ángel  a la tarde va a Tumé para la catequesis y regresa a Fô Bouré donde tuvo la exposición del Santísimo y seguido la Eucaristía.

Es  tiempo de recoger el karité y una estampa típica de es ver  alas mujeres y las niñas con su barreño en la cabeza lleno de las nuez del karite después de un buen pasea en busca del preciado fruto para hacer sus aceite y pomadas.

Durante la cena avisan que una línea del tendido eléctrico no tiene corriente. Destornillado y linterna en mano Juan Pablo sale a repararlo.

17 de junio, viernes

Amanece nublado y durante toda la mañana se deja ver en el astro el anuncio de lluvia. La mañana de trabajo en casa en el despacho y en el garaje haciendo algo de bricolage.

A la tarde la lluvia hizo su aparición un poco antes de las tres de la tarde. Cayó con insistencia dejando a Luis Ángel sin poder ir a la catequesis a Gaaro. Hace quince días fue la moto que se estropeó a medio camino y hoy la lluvia, esperemos que las gentes de Gaaro no se desanimen.

Juan Pablo fue a Sakaru para la celebración de la Eucaristía.

A media tarde llegó  Rafael de Bembereke.

Luis Ángel aprovechando que despejaba y antes de que se hiciera de noche partió para el campamento peel: oración, charla y cama (jergón), para este.

Juan Pablo y Rafael cenaron su rato de charla y cada uno a su cuarto.

18 de junio, sábado

Luis Ángel regresa del campamento tarde ya que tuvo un problema con la moto, la Eucaristía la celebró Rafael viendo que Luis Ángel no llegaba.

Desayuno y cada uno a sus quehaceres: Rafael a su blog, Juan Pablo a sus proyectos y Luis Ángel al despacho y a su vena artística con el clavario de Sonka.

Comida, siesta y partida para la pastoral. Juan Pablo salió para Boru-Boru para la Eucaristía pero no se encontró con nadie, paseo por el pueblo y de vuelta a casa.

Rafael bien preparado, como la cosa lo requiere, salió en bicicleta hacia Kobi donde estaba Luis Ángel en la catequesis con Jean Heudes.

El pueblo de Kobi es en su mayoría gando, hacia ya algún tiempo que comenzó la comunidad cristiana y se interrumpió por la oposición de un viejo musulmán que se dedicaba a amenazar y pegar a los que iban a la catequesis o a la oración, pero “muerto el perro se acabó la rabia” (sin animo de ofender) y la comunidad ha vuelto a resurgir.

Al final de la catequesis llegó Rafael, todo un campeón, cargó la bici en el coche y regresaron juntos.

Cena, sobremesa y descanso.

19 de junio, domingo

Fiesta de la Trinidad. Rafael celebra en Fô Bouré y en Nareru-Fô Buko, Luis Ángel en Bukuro y Kosia y Juan Pablo en Sinandé y en Ñaro (Yâro) donde festejó la dedicación de la capilla a la Trinidad. Después de la Eucaristía le invitaron a un refrigerio, así que Luis Ángel y Rafael comieron sólos.

Siesta y tarde de descanso y para las aficiones: guitarra, paseo por el pueblo y el paseo en bici. Hoy los ciclistas tienen como destino Sonka: ¡una hombrada!.

Allí fueron testigos de como la capilla avanza.

Cena, un poco de tertulia y descanso para afrontar una nueva semana estos tres, que no son uno.

20 de junio, lunes

A las seis y media de la mañana Rafael y Luis Ángel salen de viaje hacia Cotonou. Comprar el billete de avión de Luis Ángel para sus vacaciones y la compra de una moto para la misión y el paseo por la civilización fueron los motivos de este viaje que se desarrollo sin complicaciones. Llegaron a Cotonou sobre las dos de la tarde, tras comer fueron al hotel para descansar un poco. Después del descanso a la agencia para la compra del billete, y de allí a saludar a Alfonso y un amigo de este, un valenciano de negocios en le país. Cenaron juntos y de allí a descansar.

Juan Pablo trabaja en casa: despacho, motores y mil historias que sería imposible desgranar. A la tarde celebra la Eucaristía en casa.

21 de junio, martes

Juan Pablo por la mañana fue a Yara para la celebración del octavo día de la muerte de hombre que falleció la semana pasada. A la tarde saldría para Moosi para la celebración de la Eucaristía, un pequeño grupo de gente, las lluvias han hecho su aparición y el campo llama a la labor.

El asistente social del ayuntamiento se presentó en casa preguntando por los misioneros para tratar un tema de una mujer que tuvo trillizos en el pueblo de Dia-dia, aunque esta era la excusa para pedir ayuda para el despacho de Servicios sociales del ayuntamiento. Pero como dicen en mi pueblo se fue con “el rabo entre las piernas”.

– Juan Pablo: pero ¿cómo nos pide el despacho de la asistencia social del ayuntamiento, a los padres de  la misión ayudar para una madre con trillizos que no puede dar de amamantar a su hijos?. Lo lógico es pedir ayuda a centro de Nutrición que las religiosas regentan desde hace no mal de años y que salva la vida a casi 100 niños todos los años, o ¿es qué no lo conocen el centro?, sí es asís hoy es un buen motivo para conocerlo y ver que necesidades tienen.

– Asistente social: ah! ¿es qué conocían ya el caso de los trillizos?

– Juan Pablo: Pues si hace varias días, y mi compañero Rafael ya les oriento al centro nutricional. Y por cierto, ¿usted conoce que hay un caso de matrimonio forzado en Ñaro?. Esa es una de sus competencia y no lo deje en saco roto. Y usted ¿sabe que en la comuna de Sinandé, donde usted es el responsable de la asistencia social hay diez niños y jóvenes ciegos que están haciendo el colegio y que tienen que pagar la suscrición cuando los hijos de los directores y profesores no lo pagan?, ¿no se podría hacer algo por ayudar a esos chavales?

 Y así un caso tras otro…

Luis Ángel y Rafael hacen la gestiones de la compra de moto por la mañana y se acercaron esa mañana hasta Porto Novo para visitar a los salesianos y visitar la ciudad desconocida para los dos. De camino aprovecharon para visitar a Alfonso en su lugar de trabajo, la cementaría donde es el director.

Después de comer visitaron a los Salesianos en su parroquia de San Francisco Javier. Solo encontraron al veterano Fermín, que pregunto por todos los misioneros y religiosas españoles que con él han coincidido durante los muchos años que ha gastado su vida en las tierras beninesas y les comento las mil y una construcciones que ha realizado.

Tras dejar a Fermín regresaron a Cotonou para ultimar las compras para la casa.

22 de junio, miércoles

El programa del día rezaba Eucaristía en Siki, pero los catequistas se despistaron en el anuncio del domingo anterior y nadie se dio a la cita, así que Juan Pablo regresó a casa y celebró la Eucaristía en Fô Bouré. Mañana de trabajo por casa.

Luis Ángel y Rafael recogen en la Toyota la moto Yamaha Ag 200 y después de atarla en la caja del coche comienza su viaje de regreso. En Dassa pararon a comer y sobre las siete de la tarde llegaron a la misión. Descargar el coche, ducha, cena y ponerse al día, en la tertulia de la noche, de los días pasados.

23 de junio, jueves

Rafael no perdona sus clases de bariba y le alabamos el esfuerzo, después de desayunar sale para Bembereké para su “Batom keu” (escuela de batonu).

Luis Ángel y Juan Pablo se quedan en casa a sus trabajos. Luis Ángel comienza a pintar el Cristo del calvario de Sonka.

A la tarde la pastoral: Juan Pablo catequesis en Buro,  el catequista Salomón estaba de viaje, pero su ausencia no impidió que la comunidad se reuniese. Terminada la catequesis en Buro, la misa en Ñaro.

Luis Ángel se quedó en casa para la celebración de la Exposición y la Eucaristía.

Durante estos días la animadoras de la Animación femenina están revisando su trabajo y buscando iniciativas para el curso que viene. Las encuestas y el diálogo con las mujeres de los pueblos van dando nuevos pistas de trabajo ante nuevos problemas y dificultades que acontecen.

24 de junio, viernes

La fiesta del nacimiento de San Juan Bautista, 24 de junio, viene marcado por el cumpleaños de Juan Pablo., 48 añitos y no peina canas.

Luis Ángel celebra por la mañana en Fô Bouré  la Eucaristía. Tanto Juan Pablo como Luis Ángel pasan la mañana en casa en los despachos. Juan Pablo como es normal atendiendo un sin fin de llamadas de teléfono donde le felicitaban su cumpleaños.

A comer, invitados a los faustos de la onomástica, se dieron cita la hermanas de Fô Buré: Julia, Hugette y Lucile, las religiosas de Sinandé: Agnes, Catherine y Dominica, de Bembereké las religiosas Marlyse y Adele y también con Alejandro vino el seminarista Cristian y por supuesto Rafael.

Todas las casas de las religiosas aportaron algún presente al homenajeado: bizcocho, pizzas, sirope, yogurt …

El tema de la conversación durante la comida, como no podría ser otro, fue la edad de los comensales, donde más de una guardó con verdadero celo el año de su nacimiento.

Hubo tiempo para “la chanza”, donde los efectos del buen servicio desbordaron en las animadas hermanas.

Juan Pablo en  este día tendría que haber ido a Sinandé a celebrar en casa de las religiosas y aprovecho su presencia para celebrar en casa y así  liberarse.

Luis Ángel salió para Gamagui para la catequesis con Jean. De regreso preparó su mochila para el campamento donde fue a hacer la oración y regresó a casa ya que los faustos continuaban.

Las animadoras con sus maridos, Mohamed (el electricista) con su mujer, las presidentas de las cooperativas, los catequistas de Fô Bouré y sus mujeres y Jean Paul y Jean con su mujeres fueron los invitados de Juan Pablo en el día de su cumple.

Comer, los cantos y cuentos, en bariba  animaron la velada que clausuró la lluvia, o mejor dicho una tregua que dio donde todos cogieron sus motos y regresaron a casa y Luis Ángel al campamento.

Un añito más.

25 de junio, sábado

Misa de siete de la mañana que celebra Luis Ángel.

Mañana de estar por casa cada uno a sus pequeñas encomiendas de trabajo. Constructor y pintor con Luis Ángel discuten la pintura para  la iglesia de Sonka “in situ”.

En esta mañana trabajo intenso de las animadoras realizando el balance del año y buscando nuevas líneas de acción.

A la tarde Rafael sale Sekere para la celebración de la Eucaristía, Luis Ángel sale tras él en bicicleta, un poco antes de llegar a Sekere Rafael que venía de regreso lo recoge.

Ultimar las custodias para el día siguiente, festividad del Corpus, la tertulia de la noche dieron paso al descanso.

26 de junio, domingo

Día del Corpus, los tres misioneros salen de casa para las celebraciones del domingo. Rafael comienza en Fô Bouré para seguir después en Kokabo, la asistencia de gente en considerable en esta fiesta y en ambos pueblos la procesión se hizo por las calles.

Juan Pablo celebró en Kosia donde fue la primera vez que se celebraba el Corpus con procesión con el Santísimo, la gente muy contenta alegría que se manifestó en los cantos durante toda la procesión, y de Kosia a  Siki, esta comunidad está más habituada a la procesión, pero no por ello dejaron de poner su entusiasmo.

 Luis Ángel celebro en Guesubaani, la procesión fue un poco larga y con algún que otro desconcierto por donde había que ir, pero salvado esto la procesión transcurrió con normalidad manifestando la comunidad cristiana su creencia en medio de este pueblo. Terminando en Guesibani fue a Sinandé, la asistencia comienza a flaquear, las vacaciones del instituto resta la presencia de los jóvenes que se ha ido ya de sus pueblos de origen, después de la misa hubo un momento de adoración con la bendición de Santísimo.

Comida, siesta y descanso dominical para darse a las aficiones y cultivar las amistades con visitas y mandando correos.

Juan Pablo se iría esa tarde a Parakou para hace gestiones de bancos, arreglos de motores, entrevistarse con algún compañero con trabajos comunes y… un sin fin de cosas.

A media tarde Luis Ángel y Rafael se fueron de paseo en moto para poner a prueba la nueva moto: “la niña”.

Cena y una pequeña tertulia antes de recogerse.

A las 10 de la noche llamaron a la puerta de las habitaciones, una mujer en la maternidad tiene dificultades para dar a luz y es urgente evacuarla al hospital de zona. Luis Ángel cogió el coche y trasladó a la mujer y sus familiares, regreso casi cuando el día terminaba.

 

Esto fue lo que dio la semana en este rincón de la sabana africana que os hemos narrado y con la intención de seguir haciéndolo.   

En esta semana pasada hemos superado las 10.000 visitas a nuestra página web.

27 de junio, lunes

Juan Pablo en Parakou en gestiones de bancos, arreglos de motores y… Rafael y Luis Ángel en la misión esta mañana arañan algún minuto más al día para dárselo al descanso, para seguir la mañana en sus quehaceres y preparando la semana que se avecinaba.

La tarde nada de especial, Rafael a su blog, sus correos, su guitarra… Luis Ángel va a visitar el pantano de Wari, las lluvias lo van llenando poco a poco. De regreso a casa para en Siki para saludar a alguna gente y llega casi rozando la hora de comenzar la celebración de la Eucaristía.

Un poco antes de la cena Juan Pablo regresa de Parakou.

28 de junio, martes

Rafael sale para Bembereké después de la celebración de la Eucaristía y el desayuno.

Luis Ángel y Juan Pablo pasan toda la mañana por casa en trabajos de despacho, hay tiempo para visitar a la gente y distraerse un poco entre tanto papeles de cuentas, proyectos, estudio de lengua, corrección de textos en lengua bariba…

Esa misma mañana visita del médico de zona. Viene para recibir el dinero, para medicamentos y material médico, con el que pondrán en marcha los dispensarios de Seeru y Buro construidos por la misión y financiados por la Ong Solidaridad con Benin. Su apertura estaba fijada para el 30 de junio.

A la tarde Luis Ángel va a Kparo para la catequesis. Estuvo esperando unos diez minutos en la puerta de la iglesia hasta que llegó el primer catecúmeno, poco a poco se fueron sumando el resto de un pequeño grupo, que a su vez esperaron a que trajeran la llave de la capilla, la catequesis comenzó media hora más tarde de lo habitual.

De regreso a escasos tres kilómetros de casa se queda sin gasolina en la moto. La fraternidad y la caridad se materializó en Juan Pablo socorriendo a este infeliz.

Mientras la espera del samaritano una llamada de  teléfono.

–       Rafa te llamó para que te rías de mi.

–        A ver Luiyi, ¿qué te ha pasado?

–       Que “la niña” me ha dejado tirado.

–       ¿te has caído?

–        No, que me he quedado sin gasolina

–       ja, ja, ja… pues ahora ríete de mi.

–       Suelta, ¿qué te ha pasado?

–       Que he ido a jugar al baloncesto con esos muchachos que te comente de aquí de Bembereké, con mi baloncito nuevo, mi camiseta del Estudiantes y…

–       Y…

–       Que a los tres minutos estaba lesionado de las rodillas y cadera.

–       Es que te crees un pipiolo y eso ya…

29 de junio, miércoles

Juan Pablo celebra a las siete de la mañana en casa. Una mañana como otra cualquiera de trabajos en casa. Luis Ángel aprovecha a ir a Sonka para supervisar un poco la evolución de la capilla.

A la tarde la pastoral: Luis Ángel catequesis en Wari donde le acompaña Cresant, catequista de Siki, y seguido van a Dia Dia para la celebración de la Eucaristía.

Juan Pablo tuvo la catequesis en Seeru y en Sonka.

Después de la cena Juan Pablo se junta con los jóvenes para sus reunión de los miércoles durante este tiempo de vacaciones, el tema de hoy reflexionar sobre el porqué las jóvenes cristianas se casan con jóvenes musulmanes.

Luis Ángel mientras visita una familia  para interesarse por el paludismo que los niños de esa casa ya han cogido en el inicio de estación de lluvias, aunque no haya empezado con fuerza, la humedad ha despertado a los mosquitos.

30 de junio,  jueves

El único sobresalto de este día es dar en la cuenta que ya hemos pasado la mitad de este año 2011.

La actividad en la misión responde a la normalidad, que no rutina. Luis Ángel termina de pintar el calvario para Sonka.

La tarde de pastoral con catequesis en Diidi y Eucaristía en Guesubaani para Luis Ángel que llegó más bien tarde después de charlar con un matrimonio.

Juan Pablo: catequesis en Tumé y Exposición del Santísimo con la Eucaristía en Fô Bouré.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: